El deporte es uno de los principales pasatiempos practicado en todo el mundo.

Pero, al igual que hacemos lo posible por protegernos frente a roturas óseas, golpes o incluso ampollas, muchas veces nos olvidamos de que también podemos arañarnos las córneas, fracturarnos la cuenca del ojo o sufrir una pérdida permanente de la visión. Cada año, unas 40 000 personas sufren lesiones oculares importantes.

Existen diversos tipos de gafas específicas para practicar deporte que no solo están diseñadas para protegernos los ojos y la visión, sino también para mejorar nuestro rendimiento deportivo.

Mejor juego, mejores resultados, mejor protección

Utilizar gafas diseñadas para la práctica de deporte tiene una serie de ventajas en cuanto a protección y rendimiento. A continuación explicamos cómo las gafas específicas para la práctica de deportes pueden ser de ayuda en los principales tipos de deportes.

Deportes de contacto

Tanto los jugadores como los entusiasmados espectadores son conscientes por igual de los codazos, rodillazos e impactos de otros objetos que se producen en muchos partidos de fútbol, hockey, rugby o baloncesto.

Las gafas de protección ayudan a evitar que estos objetos e impactos acaben golpeándonos en los ojos, los órganos más delicados y expuestos de nuestro cuerpo. Podemos evitar fracturas de la cuenca del ojo, inflamación de retina, hemorragias internas, inflamación del iris y cataratas traumáticas debido a estos golpes tan fuertes.

Las gafas para la práctica de deportes también ofrecen una mejor visión y protección frente al sol, además de ofrecer un mejor rendimiento visual con menos preocupaciones en caso de que necesitemos corrección visual.

Protección recomendada:

  • Gafas de protección
  • Máscaras de policarbonato
  • Deportes de balón y palo

En los deportes como el balonmano, squash, raquetbol, tenis, golf y béisbol se lanzan objetos a gran velocidad. Las gafas de protección antideslizantes y antivaho no solo te permiten no perder de vista la bola, sino que el material de policarbonato resistente a impactos y su diseño específico para la práctica de deporte también impiden que la bola te impacte en los ojos.

Protección recomendada:

  • Gafas de protección
  • Máscaras y cascos
  • Deportes acuáticos

Las gafas deportivas y de piscina son excelentes para practicar deportes acuáticos, donde el fuerte viento y las duras condiciones pueden interponer muchos objetos en nuestro camino. Las gafas deportivas son también fundamentales a la hora de protegernos de los daños causados por los rayos ultravioleta (UV) y otros reflejos que pueden afectar al rendimiento.

Para aquellos que les gusta nadar y que utilizan lentes de contacto, utilizar gafas de piscina impide que el agua les entre en los ojos, lo cual ayuda a evitar infecciones, que son una de las principales complicaciones relacionadas con el uso de lentes de contacto. (Nota: No utilice lentes de contacto para nadar).

Protección recomendada:

  • Gafas de protección
  • Gafas de piscina
  • Elegir la protección ocular adecuada para el deporte

A continuación describimos lo que debe saber a la hora de elegir una protección ocular:

No se compre nunca unas gafas de protección sin lentes.

Asegúrese de que las lentes están diseñadas para saltar hacia fuera en caso de accidente.

Elija lentes de policarbonato, que es el material más resistente a los golpes que existe en el mercado.

Elija unas lentes antivaho y, para practicar deportes al aire libre, con protección UV.

Recuerde, si protege sus ojos está protegiendo su vista. Hable con el especialista sobre cualquier duda. Su oculista le ayudará a elegir la protección ocular adecuada para sus ojos y su estilo de vida.

Nada de lo publicado en este artículo constituye un consejo médico ni pretende sustituir las recomendaciones de un profesional de la medicina. Para preguntas específicas, consulte a su profesional de la visión.
Más artículos

Seleccione nuestros productos