¿Ven demasiada televisión sus hijos?

Hoy en día, ver televisión engloba muchas más cosas que meros programas de televisión. Ahora vemos DVD, vídeos, videojuegos y muchas más cosas. Los niños ya no solo están expuestos a través del televisor, sino que ahora también lo están a través de los ordenadores, los móviles, iPads, reproductores portátiles de DVD, etc. La lista es considerable. ¿Es malo todo este tiempo que pasan los niños frente al televisor u otras pantallas?

A continuación incluimos algunas consideraciones que nos ayudarán a tomar las mejores decisiones para nuestros hijos.

¿Es buena la televisión para los niños?

El contenido para niños que dan en televisión es entretenido y, algunas veces, educativo. Sin embargo, como todo en esta vida, nada en exceso es bueno y esto también ocurre con la televisión. A continuación incluimos algunas advertencias que debemos recordar cuando vigilemos los hábitos televisivos de nuestros hijos.

Es una actividad sedentaria

Sentarse delante de una pantalla durante horas priva al niño de realizar otros juegos y ejercicios que necesitan para crecer fuertes y sanos.

Puede desalentar el intercambio social y la imaginación mediante el juego creativo

Cada vez está más claro que el aprendizaje mediante el juego creativo, especialmente con otros niños, es un pilar fundamental del desarrollo infantil. Ver la televisión, aunque es divertido, es una actividad pasiva en la que los niños no participan activamente.

Muchos elementos de la programación de televisión no son adecuados para niños

Incluso aunque ahora los dispositivos ofrecen controles parentales y cada vez son más las ofertas de programas para niños o canales específicos para niños, no podemos filtrar absolutamente todo.

¿Qué programas de televisión son buenos para los niños?

Vea programas de televisión con su hijo que sean adecuados para la edad del niño y con moderación. No utilice la televisión o el ordenador como «canguro» durante largas horas. De esta forma podrá controlar lo que ve y podrá hablar con el niño sobre ello.

Si el niño es pequeño, procure reírse e involucrarse en lo que está ocurriendo en la pantalla, aunque el humor no esté a su nivel. Esto le ayudará a establecer un vínculo con el niño y a hacer que los momentos familiares sean más especiales.

Visión y niños: ¿puede la televisión dañar los ojos de los niños?

Al igual que sucedería con cualquier otra pantalla, el exceso puede producir tensión ocular y otros problemas, sobre todo en unos ojos jóvenes que todavía se están desarrollando. El cerebro de un niño continúa desarrollándose hasta bien entrado en la veintena.

Algunas cosas que recordar:

Por cada 2 horas de tiempo que pasen delante de una pantalla, tanto usted como sus hijos deben descansar la vista durante 15 minutos.

Cada pocos minutos, desvíe la mirada durante unos segundos (esto puede resultar fácil si está viendo la televisión con sus hijos y mantienen una conversación durante el programa).

Ni usted ni sus hijos deben ver la televisión en total oscuridad.

Si el niño se sienta demasiado cerca de la televisión, puede ser un signo de que necesita gafas. Lleve al niño al oculista con regularidad y pregunte al especialista cualquier duda o preocupación que tenga.

La televisión, como todo, tiene sus ventajas y sus inconvenientes. Puede ofrecer un contenido estimulante y educativo. Puede ser un buen momento para establecer vínculos familiares. Pero pasar demasiado tiempo frente al televisor o cualquier otro tipo de pantalla puede impedir que los niños realicen otras actividades más saludables, pueden ver un contenido para el que no estén preparados o puede fatigarles los ojos.

Recuerde: con un poco de televisión es suficiente.

Nada de lo publicado en este artículo constituye un consejo médico ni pretende sustituir las recomendaciones de un profesional de la medicina. Para preguntas específicas, consulte a su profesional de la visión.

Más artículos

Seleccione nuestros productos